Risa

Una de las mejores sensaciones en la vida es la carcajada profunda. Puede unir a las personas presentes y establecer conexiones asombrosas. Todo, desde una risita leve hasta una carcajada estruendosa, puede cambiar la atmósfera de una habitación llena de gente. También cambia nuestra atmósfera interior y promueve nuestra salud física y mental.

¿Alguna vez has estado en una situación de mucha tensión y de repente has estallado en un ataque de risa? ¿O te has sentido más ligero y liberado después de pasar un rato riendo a carcajadas hasta “llorar de la risa” con los amigos o después de ver una película muy divertida?

La risa y el llanto son aspectos del comportamiento humano regulados por el cerebro. Reír es una celebración de lo bueno y también es una forma de lidiar con lo malo.

 

risa-juliaroberts-post

 

La Risa, medicina natural

Los médicos han encontrado que las personas que tienen una perspectiva positiva en la vida tienden a luchar contra las enfermedades mejor que las personas que tienden a ver todo de forma más negativa. La risa libera emociones negativas, por eso se considera un tratamiento efectivo para combatir afecciones que involucren al sistema inmune. Existen números estudios científicos que avalan los efectos terapéuticos de la risa.

El profesor de Psicología Evolutiva Robin Dunbar de la Universidad de Oxford, dirigió una investigación publicada en la Royal Society B. en 2011 sobre los efectos de la risa en el establecimiento de sociedades humanas. Dunbar afirma que -Todos los monos son capaces de reírse, pero sólo los seres humanos somos capaces de reír a carcajadas y con ello aumentar considerablemente nuestros niveles de endorfinas-. También afirma que el tipo de risa juega un importante papel. Todas tienen efectos positivos, desde la leve sonrisa a la carcajada sonora. Pero es la carcajada la que se lleva la palma. El profesor concluyó que la tolerancia al dolor de una persona aumenta considerablemente después de experimentar periodos de risa abdominal (carcajadas).

Pacht Adams es un médico y activista social estadounidense. Este médico ha dedicado 30 años de su vida a cambiar el sistema de salud de Estados Unidos, un sistema que él describe como caro y elitista. Todos lo conocemos por la película sobre su propia vida protagonizada por Robin Williams.

 

patch-adams-pelicula-risa-post

 

El Dr. Adams añade a su formación como médico su experiencia como payaso callejero. Al trabajar con profesionales de la salud física y mental, explora la relación entre el humor y la terapia.

Según sus palabras -la risa, la alegría y la creatividad son una parte integral del proceso de curación y por lo tanto, la atención de la salud verdadera debe incorporar esos aspectos de la vida-. También afirma que – Promover la propia felicidad puede ser el factor más importante de la buena salud-.

 

¿Qué ocurre en nuestro cuerpo cuando nos reímos?

 

1. Se impulsan los Neurotransmisores

Los neurotransmisores llevan información entre las neuronas y gobiernan casi todo en la mente y el cuerpo, ya sea de forma directa o indirecta. Reír construye nuevas vías neuronales en el cerebro. Estas nuevas vías se conectan a los circuitos del cerebro manteniendo y optimizando la función cerebral; preservando la memoria, la lógica y las habilidades de aprendizaje.

Una sonrisa estimula la respuesta de la Dopamina

La dopamina es nuestro neurotransmisor de recompensa o placer, nos proporciona sentimientos de placer para asegurar que repetiremos los comportamientos necesarios para la supervivencia. Mejora el estado de ánimo, la atención, el estado de alerta y la líbido. También proporciona sentimientos de alegría, confianza, felicidad y una sensación general de bienestar. La dopamina se eleva cuando se anticipa que una actividad nos llevará a hacernos sentir bien, esto desencadena un comportamiento orientado a objetivos que nos lleva a completar la actividad. Es un estimulante natural.

Aumenta la Serotonina

La serotonina desempeña un papel importante en la regulación de la temperatura corporal, el sueño, el dolor, el apetito y nuestro sentido de bienestar y satisfacción con la vida. La serotonina produce relajación y satisfacción después de haberla recibido. Simplemente cambiar el ceño fruncido por una curva en la boca, cambia drásticamente nuestra sensación de bienestar, de negativo a positivo. Es un antidepresivo natural.

Reír también estimula la creación de Endorfinas

Las endorfinas alivian el dolor, aumentan la autoestima, crean sentimientos de bienestar y una leve euforia. Cuantas más endorfinas libera tu cerebro, más fácil es para tu cuerpo luchar contra los síntomas de la enfermedad. Las endorfinas son analgésicos naturales.

 

risa-anatomia-post

 

2. Se reducen los niveles de hormona del estrés

La reducción de las hormonas del estrés resulta en un mayor rendimiento del sistema inmunológico. Reír con frecuencia nos fortalece.

3. Se reduce la tensión arterial y se protege el corazón

Las personas con tensión baja, incluso aquellos a niveles normales, pueden reducir el riesgo de accidente cerebrovascular y ataque al corazón. La risa es un gran entrenamiento cardiovascular. Mientras reímos, el corazón bombea y quema por hora una cantidad de calorías similar a caminar a un ritmo de lento a moderado.

4. Se oxigena el cuerpo

Cuando reímos entra el doble de aire en los pulmones, lo que aumenta la oxigenación de la células.

5. Se descarga tensión muscular

La risa moviliza gran parte de los músculos del cuerpo. El movimiento generado por la risa libera la tensión muscular acumulada tanto a nivel superficial como de la musculatura profunda. Por eso nos sentimos muy ligeros tras pasar un rato «de risas».

 

«Nunca sabremos todo el bien que puede hacer una simple sonrisa». Madre Teresa de Calcuta

 

Vivir riendo

No insistamos en ver todo lo negativo. La vida trae desafíos que pueden sacar lo mejor de uno mismo y convertirse en recursos para tu imaginación. Cuando nos identificamos demasiado con un problema, puede ser difícil pensar «out of the box»  y encontrar nuevas soluciones. Pero cuando jugamos con el problema, a menudo podemos transformarlo en una oportunidad para el aprendizaje.

Recuerdo que la parte más difícil para los participantes de los talleres de Risoterapia que realizaba, era precisamente salir del rol de «persona seria». Al comienzo del taller todo eran caras circunspectas y miradas de -madre mía qué hago yo aquí, esto para qué sirve- ¿Un alto ejecutivo haciendo el payaso? ¿Un estudiante de matrícula imitando a un camello hablando? ¿Una respetada abogada haciendo piruetas? Al finalizar el taller todo eran caras de completa relajación y las miradas y comentarios más que positivos. Aprender a reírse de uno mismo es una gran terapia y una magnífica forma de relativizar los desafíos.

La capacidad de reírse, jugar y divertirse con otros no sólo hace que la vida sea más agradable y saludable, sino que también nos ayuda a resolver problemas, a conectarnos con los demás y a ser más creativos.

La risa te eleva a un lugar más alto en el que puedes ver el mundo desde una perspectiva más confiada, relajada, positiva y alegre.

Unas palabras de Osho sobre la Vida:

«La vida tal y como es debería ser razón suficiente para reír. Es tan absurda, tan ridícula. Es tan hermosa, tan maravillosa. Es todo tipo de cosas al mismo tiempo. Es una gran broma cósmica. No es un fenómeno serio, tómala seriamente y la perderás. Compréndela únicamente a través de la risa y el buen humor.»